RUF, productor alemán de autos de alto desempeño se encarga de fabricar joyas de ingeniería como el SCR, que tiene un chasis monocasco de fibra de carbono reforzado con una estructura tubular de acero de ultra alta resistencia. El motor es de 6 cilindros en Boxer de 3.2 litros, que genera 510 hp y 470 Nm de torque. Su peso es de 1,250 kg y alcanza una velocidad máxima de 320 km/h. Y como puedes notar, toma como inspiración el mítico Porsche 911.

 

¿Qué te parece esta joya?